Rate this post

Perder la virginidad con una escort es mucho más sano de lo que crees. Y es que hay una gran presión social respecto a perder la virginidad. Son muchas las personas que, independientemente de su sexo y su condición sexual, han sentido esa carga en algún momento de la vida.

¿Por qué es recomendable perder la virginidad con una escort?

Al perder la virginidad en manos de una profesional en muchas ocasiones desaparecen los problemas de confianza en la intimidad. Y eso es justo lo que hace falta en momentos así y en personas que no tienen experiencia previa. Para disfrutar del momento es fundamental olvidarse de lo que se espera de un hombre en la cama y comenzar a explorar y a descubrir tu sexualidad poco a poco.

Perder la virginidad siempre es un tema importante, más allá de la edad que se tenga, ya que este aspecto sí es menor. No hay una edad adecuada para perder la virginidad así que no hay que preocuparse por este aspecto.

Otra de las ventajas de perder la virginidad con una prostituta radica en que la profesional te lo pondrá muy fácil. Piensa que ella sí tiene experiencia en la cama y te irá ayudando con total confianza. La escort sabe que para ti ese es un momento que recordarás durante mucho tiempo e intentará hacer de la velada algo muy especial. Tú sólo tendrás que despreocuparte y disfrutar.

No te preocupes por tu inexperiencia porque nadie nace sabiendo cómo se hacen las cosas, ni qué es lo que te va a gustar de una actividad que nunca antes has realizado. Y por supuesto lo mismo ocurre en las relaciones sexuales. Pronto podrás ver que la vida sexual es un camino en el que no se para de explorar tanto lo que a uno le gusta como lo que le gusta a su pareja.

Así que ya lo sabes si te apetece probar el sexo no tengas ningún tipo de tapujo ni de prejuicio. Hacerlo por primera vez con una escort puede ser sinónimo de placer y disfrute. Te relajarás mucho más y empezarás a descubrir qué es lo que te gusta en la cama.