Cuando se habla de bisexualidad siempre se asocia a que las mujeres son más abiertas o más propensas a ello. Parecía que no dejaba de ser nada más allá de una falsa creencia o simplemente un prejuicio pero lo cierto es que ahora la ciencia puede dar una respuesta a por qué las mujeres son más proclives a tener encuentros homosexuales que los hombres.

Como sabéis, la bisexualidad es el estado donde la orientación sexual de una persona, en este caso de una mujer, la hace sentirse atraída tanto por personas de su mismo sexo como por aquellos del sexo opuesto,

Y es que según un estudio de la universidad de Nicosia algunas mujeres evolucionaron para tener comportamientos lésbicos o bisexuales debido a las preferencias de apareamiento de los hombres. De este modo, estas preferencias sexuales irían ligadas con los mismísimos orígenes evolutivos.

bisexualidad femenina gif

En este sentido estarían relacionadas con la atracción por personas del mismo sexo al creer que las mujeres se desarrollaron a partir del deseo intrínseco de los hombres por tener una compañera sexualmente fluida. Se cree que de manera subconsciente si se producen estas relaciones es porque una pareja femenina que duerme o tiene relaciones sexuales con otras mujeres conseguiría una certeza sobre su descendencia y reduciría así el riesgo de adulterio.

Dentro de la mitología que hay en torno a la bisexualidad el porno ha jugado un papel fundamental y es en buena medida por este tipo de contenido audiovisual por lo que los hombres ven los encuentros lésbicos de sus parejas como una posibilidad de tener relaciones sexuales con más de una mujer simultáneamente.

Sin embargo hay una serie de factores que en este sentido estarían más claros. Y es que para los investigadores las relaciones femeninas entre el mismo sexo podrían estar más en sintonía, puesto que “conocen mejor el cuerpo de otra mujer y pueden dar placer al igual que lo harían a sí mismas”.

Lo cierto es que por el momento es mayor el porcentaje de chicas bisexuales que de chicos, y es mucho más común en las chicas heterosexuales el haber experimentado fantasías con alguien de su mismo sexo que en los hombres.

Por otro lado, también aseguran que el sexo homosexual no está guionizado como sí puede llegar a estarlo el sexo de carácter heterosexual. Así que quizá este sería otro factor clave para que, tras experimentar, una persona viera que lo que le gusta es este tipo de sexo y estas relaciones.